El jamón en el mundo (primera parte)

El jamón en el mundo

No cabe duda de que el mejor jamón del mundo se encuentra en nuestro país, dentro de los que destaca la Denominación de Origen Jamón de Guijuelo por su excelente calidad y propiedades nutricionales y organolépticas.

Sin embargo, a lo largo del mundo podemos encontrar otras variedades de jamón que, aunque intentan parecerse en calidad al nuestro, no tienen nada que ver con nuestra estrella de la gastronomía mundial. En concreto, vamos a echar un vistazo a los jamones que se producen en la zona meridional de Europa.

Italia – Prosciutto di Parma

Uno de los más conocidos en Europa es el prosciutto, jamón procedente de la cercana Italia, cuya variedad más famosa es la del Prosciutto di Parma, que se elabora a partir de cerdos que se crían en el centro y norte de Italia. Esta variedad en concreto, presenta un aspecto más redondeado que el ibérico, sin pezuña y con una carne firme y suave, de color entre rosa y rojo. Su sabor suele ser sutil, tirando a dulce y su peso suele oscilar entre 7 y 10 Kg. Aunque puede presentarse en fresco, la mayoría de las ocasiones se sirve cocinado, ya que son piezas por lo general menos curadas que nuestra variedad de Jamón de Guijuelo. Cuenta la leyenda que los italianos intentaron copiar la curación del jamón de los españoles (claramente con menor éxito).

Francia – Jambon de Bayonne

Nuestros vecinos franceses también tienen preparan un jamón curado, conocido como Jambon cru, siendo el Jamón de Bayona una de sus variedades más populares. El proceso de curación es similar al del jamón ibérico, pero incluye una fase de rebozado, en la que se envuelve la pieza con una mezcla de harina de maíz y grasa de cerdo para suavizar el proceso de secado. Al igual que los ejemplares italianos, suele presentarse sin pezuña, cortando además parte de la piel de la punta, siendo su carne de tonalidades claras de rosa o rojo y con una grasa blanquecina y sin olor.

Portugal – Jamón ibérico puro D.O.P. Barrancos

Por su parte, Portugal no se queda atrás en la producción de jamón, y es que el hacer frontera con varias zonas punteras en la producción del jamón ibérico a nivel mundial, como el que se produce en la Denominación de Origen Jamón de Guijuelo, dejan una clara marca de calidad y similitud en sus técnicas de curado. De hecho, cuentan con varias regiones donde producen su presunto ibérico, con sus correspondientes denominaciones, entre las que destaca el Jamón ibérico puro D.O.P. Barrancos, proveniente de la región de Alentejo, que está reconocido con Denominación de Origen Protegida de la Unión Europea. Puede considerarse el mejor jamón que se produce en tierras lusas, teniendo características similares a los de España, por su crianza en libertad en amplias dehesas y su alimentación con elementos naturales del entorno. Aunque de alta calidad, no tiene la misma difusión que los jamones ibéricos españoles.

Analizando a nuestros posibles competidores de los países vecinos, está claro que nuestro producto está a la cabeza de el jamón en el mundo: la calidad en la alimentación de los cerdos, los mejores cuidados y entorno para su crianza y un sabor único que lo convierten en el gran tesoro de nuestra gastronomía.

Si quieres leer la segunda parte sobre «El jamón en el mundo», pincha aquí.

2016-10-06T10:45:58+01:00 30/09/2016|0 Comentarios

Escribe un Comentario

61 − 51 =