Cómo utilizar los diferentes cortes del jamón ibérico

Cómo utilizar los diferentes cortes del jamón ibérico

Pensar en jamón ibérico es pensar en un acierto culinario seguro. Pero, ¿cómo debemos cortar el jamón para los diferentes usos? En Espacio del Jamón os explicamos diferentes cortes del jamón ibérico para acertar en cada plato.

Antes de comenzar con la tarea, recordad que es muy importante tener dispuestos todos los utensilios necesarios para el corte del jamón. Una vez preparados, podemos escoger el tipo de corte ideal para nuestra ocasión.

La mayoría de los consumidores conocen sobre todo el corte más tradicional: el loncheado del jamón ibérico. Los expertos recomiendan que las lonchas sean finas y de un tamaño no excesivamente grande, para que quepa de un bocado en la boca. Lo ideal es obtener una loncha en la que se aprecie el veteado de la grasa infiltrada en la carne y un pequeño ribete de  la grasa que bordea la preciada carne.

De hecho, las lonchas demasiado gruesas, al contrario de lo que se pueda pensar, no permiten apreciar todos los matices y el excepcional sabor del jamón ibérico. Por lo tanto, debemos intentar obtener lonchas finas y uniformes.

Otro uso común del jamón ibérico es cortado en tacos, que normalmente se obtienen de las partes más fibrosas de la pieza, como son el codillo y la caña y nos permiten aprovechar al máximo el jamón. Estos tacos son el acompañamiento ideal para salteados de verduras, platos de pasta, caldos o rellenos, aportando un sabor extraordinario a cualquier preparación.

También como acompañamiento para ensaladas se puede cortar el jamón en juliana y emplearlo como un elemento más del plato, bien en crudo o bien tostándolo para hacerlo más crujiente. Bastará con cortar lonchas un poco más gruesas que las habituales y cortarlas en finas tiras del tamaño deseado.

Para los más innovadores en la cocina, cada vez se ven más “polvos de jamón”, que no son más que virutas o migas de jamón que se tuestan y se utilizan para realzar el sabor de los platos. Por ejemplo, para dar un toque moderno al tradicional salmorejo, al melón con jamón, o incluso para realizar “turrón de jamón”.

El jamón es un alimento muy versátil que permite su consumo de múltiples formas, el límite y los diferentes cortes del jamón ibérico los pone vuestra creatividad.

Por eso, desde Espacio del Jamón os animamos a que saquéis el máximo provecho de cada una de las partes del jamón. Y si queréis aprender de los mejores profesionales, no podéis perderos nuestros cursos, donde os daremos los conocimientos teóricos y las claves para obtener los resultados más profesionales.

2017-02-17T12:23:08+02:00 16/02/2017|0 Comentarios

Escribe un Comentario

67 − = 64